LA FIGURA DE GERENTE.

134 Views 0 Comment

Por definición y de común acuerdo entre los expertos del sector se define el gerente general de una empresa como el encargado de implementar y hacer ejecutar el plan de negocios definido por el directorio o por quien ejerce la dirección de la empresa. Es una definición muy amplia, pero en ella se esconden detalles muy importantes. La función de un gerente general, suele ser común a todas las empresas y se refiere al resultado económico logrado en el ejercicio.

Es recomendable, en un esquema de empresa donde existe un directorio general y una gerencia subordinada, que se realicen evaluaciones de desempeño del gerente, así como este último puede realizarlas a los jefes de cada área y a los empleados que son parte de ellas. Lo que aporta un esquema de este tipo es la ventaja de poder introducir y monitorear constantemente nuevos procesos de mejora continua o lograr mejorar los procesos ya existentes. No se trata sólo de establecer una evaluación numérica o en realizar un informe de evaluación, sino la intención es la de “reconocer aquello que se hizo bien y pensar cómo mejorar lo que se hizo mal o que hizo que la empresa no alcanzara a los resultados/objetivos esperados”. 
Hay casos donde el gerente general coincide con el director de la organización y esto le hace difícil dedicar tiempo en pensar en decisiones estratégicas porque está utilizando su tiempo para manejar la empresa; u otro ejemplo es cuando los integrantes de un directorio y de la gerencia son familiares porque hace difícil poder ‘separar la paja del trigo’, al momento de definir el rumbo por seguir. En este aspecto, es necesario ser lo más ordenados posible para evitar confusiones que puedan derivar en conflictos.

Después hay empresas donde los directorios y gerentes a su vez están conformados por personas que no son familiares y tienen experiencia en el sector. En este caso es importantísima la formación del gerente para que aprenda a pensar en línea con su directorio, entender sus objetivos y coincidir con sus aspectos personales y con las políticas con las cuales la empresa se maneja, para que la relación pueda dar frutos concretos y ser longeva.

“Un factor clave para poder cumplir con una responsabilidad gerencial son las habilidades relacionales necesarias para construir confianza. De alguna manera, el gerente general tiene que hacer de psicólogo de los empleados, directores y clientes. Para eso es necesario invertir muchas horas de conversación con todos para construir una red de confianza”. (Cit)

“Otro requisito indispensable para desempeñarse como gerente general es la gestión de los datos pertinentes para elaborar información útil, la cual debe ser provista al directorio para que este pueda evaluar el desempeño del gerente general y la evolución del plan de trabajo”. La presentación de informes periódicos es importante no solo para monitorear el desempeño de un gerente, sino que también para realizar un seguimiento temporal de su trabajo, de manera tal que, ante cualquier inconveniente, pueda determinarse cuál es su grado de responsabilidad en función de situaciones de fuerza mayor. 

“Si bien las reuniones están focalizadas en diseñar el rumbo de la empresa, también pueden estar –en parte– dedicadas a gestionar el largo plazo”. (Cit) 

En todo tipo de empresa, el trabajo y la presencia de un gerente es fundamental ya que este ultimo debería ser quien se encargue de planificar, coordinar, dirigir y ejecutar las acciones necesarias para gestionar de la mejor manera el funcionamiento de la organización.

Para que esto pase es fundamental que el gerente cuente con determinadas habilidades entre las cuales la capacidad de desarrollar el liderazgo, que actualmente se ha convertido, para muchas empresas, en un desafío.

“El medio educativo y cultural, fomenta el surgimiento de actitudes contrarias al liderazgo; es por ello que se debe reflexionar y analizar cuáles son los recursos necesarios para el crecimiento del líder”.

Whetten & Cameron en su extracto de “Desarrollo de habilidades directivas” hablan claramente diciendo que las habilidades gerenciales son el vínculo mediante el cual la estrategia, la práctica de la administración, herramientas, técnicas, atributos de la personalidad y el estilo, trabajan para producir resultados eficaces dentro de las organizaciones. Dicho de otra forma sería que las habilidades de un gerente son el bloques de construcción sobre los que descansa la administración efectiva, donde los directivos traducen su propio estilo y lo llevan a la práctica.

Hay habilidades técnicas las cuales se adquieren por estudios y habilidades que vienen desde el conocimiento especializado o de la experiencia. Expertos sobre habilidades gerenciales sostienen que el conocimiento especializado, predispone el gerente a desarrollar mas habilidades a lo largo de su gestión: quien se preocupa de su especialización y crecimiento se hace diferentes de los demás porque se forma en una realidad consubstanciada por el rápido desarrollo de nuevos conceptos y tecnologías y por la apertura de nuevos campos de actuación e investigación.

Entre las habilidades de mayor importancia tenemos las ‘humanas’ definidas como “las capacidades que deben tener los gerentes para trabajar, persuadir, guiar y/o motivar a otras personas sin distinción de edad, género, clase o condición, a favor del logro de los objetivos empresariales” (Ruiz, 2013). 

Existen habilidades sociales que son inherentes al ser humano como el talento, el temperamento, el autoconocimiento y la auto regulación; sin embargo, hay otras que la persona puede mejorar a lo largo de su experiencia como la capacidad para controlar el estrés y administrar el tiempo, la destreza para solucionar problemas de manera eficaz, la habilidad para generar comunicaciones efectivas, clima, liderazgo, satisfacción, motivación, equipos de trabajo, el desarrollo del poder e influencia, así como las capacidades para conducir reuniones, presentaciones y entrevistas, etc…

¡Nombré el liderazgo…que concepto tan apasionante que es! El Liderazgo sería una condición humana universal, ¡es algo que tiene que ver con personas y no con máquinas! Cuando se habla de liderazgo se habla de pasión, aspiraciones, sentimientos, valores y todo lo que es parte de la relación entre seres humanos. El líder es quien guía a su equipo de trabajo hacia un objetivo en común, el que orienta su equipo en el camino a seguir, a través de la estimulación por su influencia potenciando al máximo la capacidad y motivación de su equipo y gracias a ello y a su creatividad logra un incremento productivo (un resultado positivo) para la empresa.

En la teoría hay un concepto ya vencido de lo que antes era el líder, es decir lo veían como una posición de jerarquía dentro de una organización. Hoy en día el líder se reconoce por su proceso de influencia social y sobre eso ya no quedan dudas en la opinión común actual.

Si seguimos con habilidades de quien gerencia empresas en su totalidad o en parte, nos enfrentamos también con las que se llaman habilidades conceptuales. Se dice que esta habilidad se refiere al saber ver las imágenes del conjunto, de reconocer los elementos importantes en una situación y comprender las relaciones entre ellos. “Estas habilidades permiten pensar en términos de modelos, marcos de referencia y relaciones amplias, como en los planes estratégicos de largo plazo. La habilidad conceptual hace referencia a las ideas, la habilidad humana se concentra en las personas y la habilidad técnica tiene que ver con las cosas. (Cit. Cleghorn, 2005).

Al respecto, esta habilidad si pertenece a un gerente, permite que todos los individuos parte de sus equipos, se encuentren en sintonía con los objetivos de la organización total y no solamente con los objetivos y las necesidades de su grupo inmediato y por supuesto esto implica que, desde el nivel más bajo de un organigrama empresarial, cada persona aporte al éxito de la empresa.

Y ustedes colegas gerentes, que opinan al respecto? Se identifican con estas visiones?

0 Comments

Leave a Comment